domingo, 13 de marzo de 2016

Lugares especiales...pero olvidados y descuidados

ENGABAO

No cambia en nada, mantiene esa tendencia muy común en pueblos ecuatorianos, lugar geograficamente y naturalmente privilegiado, pero con un descuido, desorden terrible. El ornato es precario y la planificación no existe.

El primer aspecto a ordenar, un lugar natural y puro y otro para pesca, cada cosa en su lugar.

El ADN pesquero que tiene el lugar no debe cambiar, es un puerto con tradición pesquera óptima, pero es cuestión de ser mas prolijo y técnico.




Para los surfistas y bodyboards el lugar en especial, hay olas de manera consistente, una punta que ofrece variedad y gusto. Esa punta es la que ha tenido conatos de búsqueda de organización y estética.


El faro esta ubicado en la punta, justo encima del punto de olas donde llegan todo el año deportistas buscando darle uso al mar y la naturaleza del lugar.

Los kilómetros de costa que hay acá solo tienen una entrada terrestre, pero una vez en Engabao se puede caminar por todo este perfil costero.

El potencial del lugar es bárbaro, tanto como su descuido y poca calidad urbanística o turística.
















¿Cuanto costara invertir en un malecón decente?, además de planificación con infraestructura para toda la agremiación pesquera, arreglo de calles, balance  estético...es fácil decirlo, lo se, otra historia es ejecutarlo.

Igual, Engabao seguirá atrayendo o espantando, depende lo que busquen o quieran.