jueves, 11 de abril de 2013

Montañita es Surf.

Describir únicamente a Montañita como el escenario fogoso y dueño de una escena psicodélica nocturna no es ecuánime con el peso de los capítulos de su historia.

El color de este lugar no solo proviene de la gente que camina por sus calles, sino que también del azul de su mar, mar que se asoció hace cinco décadas con el surf nacional, mucho más tiempo que el batracio que se emborracha escuchando reguetón en sus calles.

Equipo master surf de Ecuador.