lunes, 6 de abril de 2015

Sobre "cerrar partidos"

Preguntamos: ¿cómo lo cerraría el periodista…? 
¿Con candado…? 
¿Alambrando el área…? 
¿Con la orden de un juez…? 
Los partidos duran hasta que terminan. Y hasta ese momento, hay que seguir jugando, corriendo, pensando, dejando todo sobre el campo. No se puede bajar una persiana y decirle al contrario “Ya cerré”. No es un bar, es un juego entre 22 con una dinámica fantástica y una bola que tintinea sin cesar. No hay forma de gobernar los actos del adversario: este va a seguir persistiendo en busca del empate o del triunfo. 
La frase se ha transformado en un clisé y se escucha a cada rato. No importa si tiene sentido, suena bien. Da la impresión de que, quien la dice, sabe.

JORGE BARRAZA.